10 abr. 2010

minimo y certero

En un local de comida rápida, el guardia de seguridad le cuenta sus hazañas a la jovencita que pasa el trapo por un pasillo, levanta las bandejas, aplasta la basura para que haya mas lugar en esos cubos de tapa vaivén. Se habla mucho de robos, es el tema de el, la historia termina en forma brillante.
Era sobre un niño que había robado algo y una anciana lo había delatado. Antes de que lo agarraran tomo un vaso de la mesa y se lo arrojo certero a la vieja en la cara, en el peluquín. La joven no entiende o no estaba prestando atención y el guardia vuelve a contar la anécdota con las mismas palabras, ni una mas ni una menos, las exactas.

2 comentarios:

Manuel Maria Torres Rojas dijo...

¡QUÉ BELLO BLOG! LO SEGUIRÉ, VIVO O MUERTO...

Luis dijo...

Que excelente detalle. Yo me fijo en lo mismo.

eso...es arte

saludos!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...