26 abr. 2010

Grotesca fagia


Aparecen las bandejas y es como si un ejercito trajera a sus victimas. Vemos desfilar a los cadáveres adornados con fruta, flores, lechugas. Vemos al cerdo y varias glándulas segregan saliva incluyendo las mias.
Veo pasar fragmentos de la vaca, una pierna, entrañas, nunca ponen al animal entero supongo que por su gran tamaño.
Sin embargo ponen la cabeza del pobre cerdo, esos hocicos que parecen estar a punto de arrugarse y oler o de hacer una morisqueta postuma.
Todos manotean su porción, las bocas destilan saliva. En las muñecas se engrasa un poco la pulsera y se mancha con salsa de almendras un chal italiano.
No puedo distinguir con claridad el olor a carne quemada ya que hay una mezcla de fragancias importadas en la sala que taparía hasta las pestilencias del rio de la plata.
Por que el ser humano no puede recordar, en el momento de atiborrarse, que esos seres vivos se sacrificaron para llenar sus entrañas. No propongo que dejemos la carne, yo seria la primera en morir de anemia:
Solo, un poco de respeto ¿puede ser?

14 comentarios:

madroca dijo...

He recorrido tus últimas entradas y me ha gustado pasearme por tu vergel, una prosa valiente, directa, precisa.
Referente al último, decirte que yo tampoco serviría como vegetariano, pero creo que ese mínimo respeto seria un buen acto.
Un saludo

ANRAFERA dijo...

Buena entrada, Venus. Estoy de acuerdo en todo cuanto expones en tu bonita prosa. Seguiré pasando por tu blog y leyendote. Que tengas un buen día. Mi mas sincero agradecimiento por hacerte seguidora de mi blog. Saludos cordiales.

Pulgarcito soñador dijo...

Y de todas formas, no es tan diferente a lo que el hombre hace con sus semejantes. Eso es, al menos, lo que veo por TV. Así que estás pidiendo demasiado...

Al Marqz dijo...

Tal vez una de las diferencias más notables entre personas es el grado de respeto que demuestra hacia su entorno, el que no está peleado con la audacia y espontaneidad. Creo que el respeto no es sino nuestra capacidad de valorar cada detalle de nuestras vidas. Un saludo desde PTB.

Yo NO SOY Cindy Crawford!! dijo...

La carne está tan cara, que si llego a ver una milanesa, me tiro un clavadito.

Criatura Onírica dijo...

Yo no soy vegetariana porque no me gusta la verdura, pero a decir verdad odio la carne. Soy de mal comer.
A mí lo que me da pena es el trato que reciben los animales en algunos criaderos. No me parece justo encerrar a un animal en una jaula casi de su tamaño, dejarle crecer, inseminarle, quitarle a las crías, cebarle de comida basura engordante para más tarde cortarle el cuello y consumir menos de la mitad de su cuerpo. Hay miles de animales que mueren sin conocer la luz del día, a los cuales no se les mata, porque ni si quiera se les ha dejado vivir.
Y esas cosas hacen que cada vez que piense en animales, a pesar de que me encanten, termine deprimiéndome.
Genial tu entrada, no podría tener más razón.

Carolina dijo...

Vergel, que lindo dibujito de tormenta!

Y que horror eso de que "varias glandulas segregan saliva"; toda la descripcion es totalmente real!! Pobre cerdito.

Un beso.

La Gorda dijo...

Venus, buena onda en pasarte por el blog de La Gorda!

Me gustaron tus peces. Paso y leo...

Azul Ixcuintla dijo...

Hola Venus!!! me ha gustado tu blog
ya te sigo :)

Un saludo desde la comunidad PTB

Mercedes Thepinkant dijo...

Puedes estar segura de que no morirías de anemia si dejases de comer carne. Hay muchos intereses para ocultar el conocimiento real sobre la necesidad de la carne en la dieta humana, igual que de la leche.
Yo ya no creo NADA de lo que me diga alguien que quiere mi dinero. Ni estudios financiados por empresas alimenticias.
El tipo de alimentación que llevamos es la causa de la mayoría de enfermedades que padecemos hoy en día, y encima nos cuentan un cuento para que sigamos consumiendo los productos que anuncian. El negocio perfecto: ganan las farmacéuticas y las empresas alimenticias, "desalimenticias" diría yo y encima arruinan a los pequeños productores y...
lo siento, ya lo dejo, es que me has tocado mi punto sensible con esta entrada, me he pasao un pelín.
Besos

éste dijo...

Ok, así como leí con Solicitada atención su entrada, también leí los Comentarios de la misma.
Como Vegetariano, discrepo inciertamente a los Comentarios comunes como "No seria vegetariano, pero pobres animalitos" o "No quiero comer carne, pero no me gusta la Verdura"
Todo bien con Comer Carne, no condeno a nadie por no pensar como yo, pero si no le nace a uno, NO nace, no es un "Reto" ser vegetariano, es una Elección que no tiene porqué verse Condicionada, Creo que el que no come carne y por ahí dice "Que Ganas que le tengo a un asado" es un desubicado.

Me fui de Mambo, mal, justo hoy me comentaron algo parecido, y tenia que desquitarme en algún lado, lo siento, no se sienta Aludida Famme Venus. Ja! Perdón.

Opinión aparte, Me gustó la forma en Referirse al Banquete y a sus Comensales, muy Expresivo, Me imaginé todos los escenarios posibles, y hasta las manchas y aromas relatados.
Un Saludo, Señorita.

mrxnoii dijo...

yo soi bien carnivoro :S perdona,

VENUS dijo...

jaja estan todos perdonados y me encanta que en mi blog se hable asi, directamente o con firmeza... como debe ser y como yo generalmente me mando a decir todo lo que opino.

Tino dijo...

No opinaré sobre si comer carne, pescado o verduras.
Solo quiero opinar de tu entrada tan magistralmente ligada desde la primera a la última palabras. Una brillante demostración de maestria.
Saludos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...